Cómo renovar una cocina vieja sin obra ¡otro alucinante antes y después!

 
No nos cansaremos nunca de mostrar ejemplos de cómo renovar una cocina vieja sin obra con un presupuesto mínimo y sin sacar escombros.
 
Esta es la típica cocina que aceptas cuando te compras una casa pero que nunca acaba de gustarte del todo. Con los años el deterioro había hecho mella y ya no era solo una cuestión de estética, importaba también la higiene y el gusto de sus dueños.
 
No os perdáis detalle si estáis buscando ideas para renovar sin obras y baratas para tu casa.
 
Renovar una cocina vieja sin obra: ejemplo de cocina reformada

La cocina antes de la reforma

Cocina antes de la reforma sin obra
Cocina antes de la reforma sin obra
 

Cómo decorar una cocina vieja y fea (sin morir en el intento)

Heredaron la cocina cuando compraron la casa hace más de seis años. Nunca les gustó, pero como se suele decir: hacía su apaño. El calor del horno había hecho que el revestimiento de plástico MDF de las puertas se despegara y su suelo claro nunca parecía verse limpio. Las cortinas rollo oficina tampoco ayudaban mucho.
 
Era hora de tirarla al suelo y montar una cocina nueva, o bien, hacerla una reforma de esas que nos gustan tanto: sin obra y con un presupuesto ajustadito.

 

Como reformar una cocina con muy poquito dinero

Cocina renovada sin obra con encimera y puertas de armarios nuevas
 

Office de cocina renovada sin obra
Cocina renovada sin obra
Como no querían gastar demasiado dinero intentaron hacer algo mágico: conservar todo lo posible, y a la vez, lavarle bien la cara para que pareciera una cocina nueva. Conservaron  la estructura de los muebles, pero cambiaron las puertas. Nuevo revestimiento sobre los azulejos de la pared, nuevo suelo y encimera laminada, y cortinas tipo estor de colores para poner un poco de alegría al conjunto.
 

La nota chic la ponen los detalles dorados y las plantas que siempre ponen un punto natural que se agradece.

 
Idearon también estantería a medida para la pared para exponer la vajilla y para almacenar botes con cosas que se gastan todos los días. Nueva iluminación y grifos, y poco más con un presupuesto desde el principio muy ajustado.
 
Para ahorrar dinero, instalaron también una encimera y suelo de imitación de mármol (hay muchos suelos vinílicos en clic o adhesivos que lo hacen estupendamente) y una nueva puerta de entrada a la nueva (e irreconocible) cocina.
 
 
 
/Proyecto, más información, fotos y detalles  Styling Maxine Brady/
 

MÁS ANTES Y DESPUÉS PARA TU HOGAR: